Antimosquitos serendípico

Como recordaréis, la serendipia es un hallazgo científico que se hace «por casualidad». Un antimosquitos serendípico es, por ende, un repelente de insectos que ha sido hallado mientras los descubridores estaban ocupados buscando otra cosa.

En este caso, unos investigadores de la Universidad de Vanderbilt (Tennessee, EE.UU.) estaban estudiando métodos para evitar la propagación de la malaria. Esta enfermedad, causada por un bichito llamado Plasmodium suele transmitirse por picotazos de mosquitos.

Durante sus investigaciones, se percataron de que uno de los compuestos químicos que estudiaban inhibía el sentido del olfato de los mosquitos y de otros muchos insectos. Esto ocurre gracias a que el olfato de los insectos no es como el de los mamíferos.

Ellos tienen varios receptores (RO) unidos a un co-receptor (una centralita) que los gestiona llamado coRO. Cada receptor siente un olor distinto. La molécula que estudiaban resulta que interacciona fuertemente con el coRO (la centralita), mandando una señal al cerebro que equivale a miles de olores a la vez. Esto sobrecarga el sistema tanto que, por ejemplo, la capacidad de encontrar sangre de un mosquito se ve drásticamente reducida.

De momento, han patentado el compuesto (por si las moscas…) y esperan que pueda tener una aplicación en lo que originalmente se investigaba: evitar la propagación de la malaria.

Fuente: Elmundo.es
Imagen: Elaboración propia
Artículo original: Jones, P.L. et al. PNAS, 2011, ASAP. DOI: 10.1073/pnas.1102425108 (clic para descargar el artículo completo en PDF)

¿Qué es la anemia?

Para muchos, la palabra anemia significa falta de hierro, para otros falta de sangre y para la mayoría falta de glóbulos rojos. No son ideas desatinadas pero la anemia puede ser todo eso y algo más.

La definición general de anemia es el descenso de masa eritrocitaria (eritrocito = glóbulo rojo). Hay que prestar atención a la palabra «masa» ya que precisa muy bien el concepto puesto que hay anemias en las que se mantiene el número de glóbulos rojos pero no su contenido, la hemoglobina (la proteína encargada de transportar el oxígeno), que es menor o no es completamente funcional. Continuar leyendo «¿Qué es la anemia?»

La lámpara vampiro

¿Vampiro? Sí. La lámpara se enciende con sangre. En su interior contiene la sustancia química que usan Grissom y su equipo para detectarla, el luminol. Una mezcla de luminol y agua oxigenada produce una reacción redox que es catalizada por el hierro de la hemoglobina de la sangre y produce (durante un corto periodo de tiempo) la luminiscencia azul que se ve en la imagen (o la que vemos habitualmente en CSI).

Luminol

Os preguntaréis por la utilidad de la lámpara. Es muy intensa, sí, pero ¿hay que sangrar para que brille? Lógicamente no, bastaría con añadir iones hierro al recipiente con forma de bombilla. Pero la gracia de la lámpara era concienciar a la gente de la importancia de ahorrar energía. Si tuvieras lámparas vampiro en vez de bombillas, que necesitan sangre para funcionar y sólo se encienden una vez… seguramente te harían plantearte si es necesario encender la luz, ¿no?

Dato químico sobre el luminol, para los que os gusten las curiosidades: esta sustancia es capaz de detectar hasta 1ppm de sangre. El problema ya lo conoceréis si veis CSI. La reacción redox puede estar catalizada por otros iones, por eso algunos tipos de lejía producen también el característico brillo azul, de ahí que se use para limpiar la escena del crimen y despistar a los forenses.

Visto en Planeta Curioso, la información adicional sobre el luminol la he obtenido del artículo sobre dicha sustancia en la Wikipedia.