Mitosis

La reproducción sexual es costosa. El vuelo inútil del macho de la bisbita intentando asombrar a la hembra cuesta mucha energía, el deslumbrante plumaje que el pavo despliega es un derroche de aminoácidos y el ciervo debe dejarse literalmente la cornamenta para poder aparearse. Por eso, cuando una especie puede elegir entre reproducirse asexualmente o sexualmente, elige la primera.

La reproducción asexual consiste en procrear una copia idéntica al organismo progenitor sin el concurso de ningún otro individuo de la misma especie. Un conjunto de divisiones celulares que tienen como fenómeno central la mitosis aseguran esta constancia de generación en generación. ¿Mitosis?, seguro que es un concepto con significado para cualquiera, nostálgico probablemente, porque ya se sea de ciencias o de letras todo el mundo recuerda a este proceso de división celular como de los temas que le explicaron una y otra vez en secundaria.

La mitosis asegura la constancia de cantidad y de mensaje genético de una generación a otra, ya sea celular o individual. Gracias a la mitosis todas las células de un organismo tienen la misma información genética y por eso una célula madre de la médula ósea podría transformarse en una célula de páncreas o de hígado si es convenientemente estimulada.

A continuación se ofrece recordar este proceso biológico tan frecuente a partir de un vídeo.

Si quieres leer la explicación del vídeo amplía el artículo: Continuar leyendo «Mitosis»

¿Llegaremos a ser inmortales?

audioarticulo

Éste artículo tiene un complemento en forma de podcast de audio. Puedes descargarlo (MP3, 6 MB) o escucharlo en iVoox.com.

La evolución de la sociedad y el desarrollo tecnológico se ha acelerado en las últimas décadas. En comparación con esta aceleración, la velocidad de los cambios biológicos es ridícula. Dicho de otra manera el cerebro es mucho más plástico y rápido que los genes. Este último hecho explica algunos fenómenos biológicos como el envejecimiento o el hecho de que esté aumentando la obesidad. Realmente engordamos porque han cambiado nuestros hábitos de vida que ahora son mucho más sedentarios, pero nuestro programa genético sigue dando prioridad al almacenamiento de sustancias de reserva ya que la carencia ha sido, y aún es para muchos, la situación habitual del ser humano.

La razón biológica del envejecimiento es económica: resulta mucho más rentable energéticamente promover la reproducción de los jóvenes que mantener con vida a los individuos ya que lo más probable es que mueran por ataque de un depredador o por una infección.

Para comprender mejor este hecho hay que descender al nivel molecular y ver en qué se traduce el envejecimiento. Lee el artículo completo sólo en ElectronesExcitados.com Continuar leyendo «¿Llegaremos a ser inmortales?»

Antibacterias a base de zanahoria

skitched-20100516-130123.jpg

Hace poco Guru, una amiga y seguidora del blog nos envió una interesante noticia sobre las propiedades antimicrobianas de algunos compuestos de la zanahoria. Tras informarnos más sobre el tema os ofrecemos el presente artículo. Recordad que, como ha hecho Guru, podéis enviarnos noticias científicas que os parezcan interesantes por mail, Twitter o Facebook.

Y es que la zanahoria no sólo es buena para la vista, también nos ayuda a prevenir enfermedades. Unos investigadores de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (México) han aislado unos compuestos presentes en la raíz naranja que son capaces de matar a las bacterias causantes de la meningitis, el cólera o la disentería.

 

Archivo:Cholera bacteria SEM.jpg - Wikipedia, la enciclopedia libre
Bacterias causantes del cólera (Wikimedia Commons)

Los investigadores no han revelado el nombre ni la estructura de los compuestos ya que están planeando patentarlos, pero sí han dicho que son parecidos al pesticida natural llamado falcarinol. El objetivo ahora es desarrollar disoluciones acuosas que puedan mantener estos compuestos sin que se degraden (se oxidan muy fácilmente, son los culpables de que las zanahorias se pongan negras) para comercializarlas como desinfectantes agrícolas. Se podrían lavar alimentos sin necesidad de usar cloro u otros productos que a priori pueden resultar más tóxicos.

 

File:Falcarinol-structure.png - Wikipedia, the free encyclopedia
Falcarinol

Fuente: DICYT

Gracias a Guru por enviarnos la noticia y a Pablo por colorearnos el dibujo.

Biocombustible a base de termitas

Quizás recordéis un artículo sobre el pececillo de plata. Dicho bichito es peculiar porque es capaz de sintetizar celulasa, un enzima que puede romper la celulosa (plantas, papel, madera…) en sus fragmentos de glucosa y a partir de ésta obtener energía.

En ese artículo hablábamos también de lo raro que es que un organismo sintetice sus propias celulasas. De hecho, la mayor parte de seres vivos que se alimentan de vegetales la digieren gracias a enzimas que producen bacterias que viven en sus intestinos. Pero existen, como digo, excepciones. Y una de ellas es la termita marina o «gribble«.

Durante años ha sido la pesadilla de los marineros porque destrozaba las estructuras de los barcos. Pero ahora muchos investigadores (ingleses, sobre todo) le han echado el ojo. La celulosa es el polímero más abundante del mundo. Que el gribble la degrade a azúcar es el primer paso para su posible utilización como biocombustible. Este azúcar es fácilmente convertible a alcohol y éste es la base de los biocombustibles (muy usados en países como Brasil) por un proceso de fermentación alcohólica (como el de la fabricación del vino o la cerveza).

Lógicamente, la idea no es usar madera para degradarla a biocombustible (de ser así apañados iban los bosques) sino aprovechar los desechos de paja, trigo, cebada y otros cereales que no son usados en alimentación.

Una idea para el futuro es preparar catalasas sintéticas en cantidades industriales (hasta ahora sólo se ha producido a escala de laboratorio) para que seamos capaces de degradar tejidos vegetales a glucosa (y a etanol, por tanto) sin tener que recurrir al amigo gribble directa o indirectamente (extrayendo de él la enzima).

Fuente: BBC Mundo
Imágenes: Wikimedia Commons y elaboración propia

Las larvas de avispa toman antibióticos

Hoy, al hojear como todas las mañanas el periódico me he encontrado con una interesante noticia. Las larvas de avispa son capaces de protegerse de agentes patógenos con antibióticos. Y no, no van a la farmacia a comprarlos.

Las avispas, cuando son todavía un capullo, conviven en simbiosis con unos microorganismos que se encargan de producir las sustancias antibióticas. Utilizando técnicas de espectroscopía de masas los investigadores del Instituto Max Planck han podido determinar qué antibióticos preparan (porque sí, sintetizan varios distintos) y cómo se distribuyen por la superficie de la crisálida.

Gracias a esta simbiosis, las larvas de avispa consiguen sobrevivir a una de sus principales causas de mortalidad: los ataques de patógenos.

Leído en Público (edición en papel, 1 de marzo de 2010, p.34), ampliado en Physorg.

Hablando con bacterias

Tantas y tantas veces acabo contándoos noticias que han sido publicadas en Fogonazos. Y es muy poco original el no dejar de recurrir a este magnífico blog, pero cuando leáis el artículo (y veáis el vídeo) veréis que la ocasión lo merece.

La charla es muy interesante. Primero, porque nos da una idea (si no la teníamos ya) de lo importantes que son las bacterias para que podamos vivir con normalidad. Los gráficos iniciales sobre la cantidad de células y material genético de bacterias que tenemos «dentro» son impactantes.

Además, es muy interesante la teoría de comunicación entre bacterias que explica Bonnie Bassler. Según ésta, a través de distintos compuestos químicos y receptores de membrana las bacterias son capaces de contactar unas con otras para distinguir cuando están en una colonia de cuando están solas, permitiendo así comportarse de una u otra forma según sea la situación.

Tanto es así que cuando una bacteria infecta a un ser pluricelular, espera a que su colonia alcance un número mínimo de componentes antes de iniciar el ataque, para asegurar su eficacia. Y la bacteria sabe cuándo es el momento idóneo si la concentración de los compuestos «señal» de su especie es alta en el medio. Entonces, el ataque puede ser perpetrado.

Ésto abre, lógicamente, nuevas vías «antibióticas» de ataque a las bacterias causantes de enfermedades. Porque muchas de ellas son ya resistentes a los medicamentos más usuales, pero quizás engañándolas con las moléculas «señal» apropiadas podrían, por ejemplo, atacar antes de tiempo, cuando el número de bacterias no fuera suficiente. Sería inducir un ataque suicida que de por sí las bacterias no habrían hecho.

El vídeo está en inglés, pero merece la pena el esfuerzo de escucharlo entero. Muy muy interesante. Además, el detallazo final de Bonnie Bassler de sacar una foto de su equipo de investigación (incluyendo a los que supongo que serán becarios pringadillos como yo) me ha gustado especialmente. No todos los investigadores reconocen que el mérito no es sólo suyo.

Fuente: Fogonazos
Enlaces: Vídeo | Más información: Ciencia Kanija, Tendencias 21

El pececillo de plata

Hace poco en Bioquímica hablábamos de los Glúcidos y yo comenté algo del pececillo de plata, ese bichito que sí puede digerir celulosa por sí mismo (sólo él y cierto moluco pueden hacerlo, el resto de organismos que se alimentan de ella -rumiantes, insectos xilófagos, etcétera- viven en simbiosis con bacterias que la digieren) y Salvador me pidió que contara algo más sobre el pececillo en cuestión. Y por fin le he hecho caso. Mirando un poquito en Wikipedia encontré información sobre el animalito.

El pececillo de plata sorprendentemente no es un pez, es un insecto (Lepisma saccharina) muy difícil de observar ya que huye de la luz. Suele vivir en ambientes húmedos como las grietas de edificios antiguos o baños y, como se alimenta de polisacáridos, entre montones de papel puede encontrar su paraíso terrenal. Cuando tiene hambre puede llegar a digerir algunos polímeros sintéticos de la ropa o incluso comerse su propia muda de piel. El hecho de que sea capaz de digerir la celulosa se debe a que puede sintetizar celulasa, la enzima que permite romper los enlaces ß(1-4) y separar las glucosas del polímero.

Copio literalmente de la Wikipedia las formas de eliminarlo, ya que me han parecido muy curiosas (sobretodo la que está en negrita):

  • Una mezcla a partes iguales de bórax y azúcar es un buen cebo para matar al pececillo de plata.
  • El olor de una solución de cloruro amónico hará que el pececillo de plata se aleje durante unas 24 horas.
  • Para capturar al pececillo de plata, rocíe yeso en un paño mojado de algodón blanco, póngalo en una esquina durante la noche, cerca del escondite del pececillo de plata.
  • Otra forma útil de capturar al pececillo de plata es poner una patata rallada en una losa cerca de su escondite durante la noche. El pececillo de plata excavará en la patata para comer. A la mañana siguiente se podrá deshacer de la patata junto con el pececillo de plata en su interior.
  • Con sprays a base de permetrina al 0.25% que además de matar cucarachas, hormigas y pulgas también eliminan al pececillo. Hay que pulverizar la casa y objetos y conviene esperar 12 horas antes de volver a entrar para no intoxicarse.

Bueno, espero que os haya gustado el breve artículo sobre el animalito en cuestión. Se lo merece, que no todos los animales pueden digerir celulosa.

Cultivar bacterias

Aviso: ésto no es una noticia de ciencias, pero es que me hace mucha ilusión. Hoy, en las prácticas de Bioquímica y por primera vez en mi vida he estado cultivando bacterias. Os parecerá una chorrada, pero a mí me ha parecido muy interesante. El orden que hemos seguido ha sido el contrario al lógico, porque las placas de Petri las teníamos ya preparadas al llegar y nosotros hemos preparado otras al acabar la práctica. Pero de todas formas, os cuento todo como si hubiéramos empezado de cero, teniendo que prepararnos nuestras propias placas.

Mañana veremos qué tal ha salido la cosa, y seguiremos con los sucesivos pasos de la práctica que, si me parecen igual de interesantes, intentaré contaros aquí.

Espero que os guste. Haced clic en «leer más» para ver el artículo completo.

Continuar leyendo «Cultivar bacterias»