Hay agua en la luna

Parece ser que sí, después de tanto buscar en Marte, teníamos agua aquí cerquita. Un satélite enviado a la Luna con los más modernos espectrofotómetros ha detectado las bandas caracterísiticas del agua y los iones hidroxilo (OH) en las zonas del infrarrojo y el ultravioleta.

¿Y cómo es que hay agua en semejante desierto? Según explican los investigadores de la NASA, los cráteres de la Luna son puntos fríos en el Sistema Solar y permiten que todas las moléculas que por casualidad pasan por ahí (en la cola de los cometas, en el viento solar…) queden atrapadas, condensen en la superficie del cráter y queden formando hielo y agua líquida. Funciona como los frigoríficos no-frost, pero en grandote.

Si queréis más explicaciones sobre el método de detección y el descubrimiento, podéis leer el artículo original en Science.

Un comentario en “Hay agua en la luna”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *